divendres, 30 de maig de 2008

No a las comadrejas anónimas de internet

No se puede legitimar, bajo ningún concepto, el anonimato perverso. La libertad individual y colectiva ha de estar cimentada en otros pilares más limpios. Triste recuerdo tenemos muchos ciudadanos de Sant Boi de un par de foros que estuvieron funcionando un tiempo y en el que entrábamos y participábamos (seguro) los que ahora lo hacemos a cara descubierta. A una persona conocida, que ya no está con nosotros, le produjo un infarto de miocardio el leer algunas cosas sobre él en un foro de esos. Creo que muchos sabrán a quién me refiero. Esa persona también insultaba, y mucho, pero lo hacía a pecho descubierto, con nombre y apellidos. Por eso la contraposición y la paradoja se producen cuando unos dan la cara y otros, aparándose bajo una capa negra y repugnante, denigran abiertamente, difaman, intentan destruir el ánimo del otro, su trabajo y sus formas de subsistencia. Son muy astutos e inteligentes cuando se camuflan, por eso el asunto es más asqueroso si cabe. La cuestión gana intensidad cuando la persona es más conocida porque es más atacada con esa forma de difamación gratuita. Tengo muchos amigos/as periodistas que sufren calladamente a este tipo de personas cobardes que difaman porque no tienen el valor suficiente para poner su apellido tras el mensaje. No rotundo a la violencia verbal enmascarada. Contra la violencia, intolerancia (lema de UNICEF). Quién tenga el valor de injundiar que ponga debajo su firma. Eso es libertad y respeto hacia el prójimo. Todos sabemos aquello de “tu libertad termina donde comienza la de tu vecino”. No podemos confundir libertad con libertinaje. No podemos legitimar la cobardía y el insulto anónimo. Y todo por la asquerosa política de bajos fondos que utilizan algunos, o la envidia.

Ya sé que lo anterior es una utopía total. Siempre habrá energúmenos profesionales de la injuria en internet. Lo sé de sobras porque, desde que se inventó internet, no he dejado de entrar en la red ni un solo día. De eso a defender como legítima esa opción, va un abismo. Y respeto a quienes así opinan, pero discrepo. Discrepo totalmente.
No hay nada más sano que discutir, conversar, discrepar o pelearse cara a cara. No demos alas a los difamadores comadreja ¡por favor!
A propósito de lo dicho, tengo guardado íntegramente un foro de este tipo y he pensado muchas veces en escribir un ensayo basándome en él. Supongo que el título andaría, más o menos en estos términos “Lo que no debe ser internet”. Confieso que alguna vez he utilizado el anonimato, pero me he sentido tan mal, que he decidido poner mi firma en todo lo que escribo. Lo que no hago es participar en ningún foro de este tipo, ni dejo que entren en mis espacios personales de internet, y quien quiera leer mis opiniones y escritos que lo haga, yo hago lo propio con los demás. Eso es libertad. Libertad no es insultar libremente. Libertad es dialogar libremente, cara a cara. No confundamos.
El pensar diferente en política, religión, formas de vestir o llevar el pelo como te dé la gana, no debe ser motivo de que ningún energúmeno te insulte públicamente. Si quiere hacerlo que se atenga a las normas de la libre expresión y el libre pensamiento, pero dentro de las leyes que todos hemos votado y aprobado. Por todo ello, ¡bienvenida la dirección IP para cuando sea necesaria! Contra los estafadores, pedófilos, delincuentes, etcétera, etcétera, y también contra los difamadores anónimos de los foros.
Quién quiera insultarme que ponga su nombre debajo. Prometo que lo publicaré en este blog con la correspondiente respuesta, por supuesto, y si hay que ir al juzgado que gane el que tenga la razón, que para eso pagamos a jueces y fiscales. Eso es libertad con mayúsculas, lo otro es dar alas a un libertinaje mal entendido que siempre ha provocado odios, guerras fraticidas y enfrentamientos innecesarios. Recordemos el famoso refrán “difama que algo queda” muy utilizado por el régimen stalinista i también por el hitleriano.

dimarts, 20 de maig de 2008

INVITACIÓN

Por si alguien está interesado/a en el tema y quiere asistir a la presentación de este libro en el que he colaborado con el autor, Jordi Buch. El libro ya lo presentamos el pasado día 27 de abril en el pueblo natal de José Montilla, Iznájar.

dissabte, 17 de maig de 2008

Rodríguez Ibarra o la vergüenza ajena

El «casposo» y cavernícola expresidente de la Junta de Extremadura, José Luis Rodríguez Ibarra, tiene por costumbre desde que en el Estado Español existe la democracia, salir de su cueva para reprobar cualquier intento de quitarle el «momio» a su comunidad, en lo referente al reparto de dinero que anualmente hace el gobierno central de Madrid.


El pasado viernes, día 16 de mayo, batió su propio record individual de estupidez supina al manifestar públicamente, más o menos: ‘estoy cansado de los «casposos» esos que hablan de las balanzas fiscales y nos tratan de pobres. Con lo bien que vivimos nosotros’.
Claro que viven bien. Y tan bien, con el dinero de otros ciudadanos que trabajan más, viven más estresados, aportan más a las arcas del Estado y obtienen muchos menos servicios y muchas menos inversiones.
El tal Rodríguez Ibarra, con lo bien que vive, no ha parado de mendigar para su comunidad cualquier tipo de dinero procedente de la subvención, ya sea Europea, Española o Catalana. Por eso no es de extrañar que tras 24 años de presidente de su comunidad, cualquier día de estos estire la pata y se descubra que, a pesar de su supuesta aureola de mendigante, tenga una fortuna guardada bajo el colchón, como en esos casos que de vez en cuando comentan los diarios.
Lo curioso del caso es que 24 años seguidos de recibir dinero a espuertas no han servido ni para que su comunidad autónoma saque cabeza y empiece a cotizar en vez de pedir de continuo. Por eso sigue criticando a los «insolidarios catalanes» y no duda en afirmar que los extremeños que durante los años 50, 60 y 70 se vieron obligados a salir de su ‘región’ por el hambre que pasaban (que era la misma que la del resto de toda España) son los autores de la bonanza económica catalana.
Precisamente los extremeños que viven y trabajan en Catalunya son los que viven mejor y los que han aprendido a ganarse la vida con el sudor de su frente, y no como otros que se arreglan palacios, carreteras, colegios y planes de empleo con el dinero de los demás.
Autor: l'Observatore Santboiano
Publicat a Nas de Barraca maig 2008

diumenge, 4 de maig de 2008

En defensa de les bones pràctiques del periodisme

Algo se mueve entre las candilejas de quienes fabrican la información...
Nota pública subscrita pels directors dels diaris estatals, el degà del Col.legi de Periodistes de Catalunya i el president de l’APM.
L'exercici del periodisme passa per creixents dificultats que deterioren la qualitat de la democràcia i perjudiquen als ciutadans, que no reben una informació satisfactòria i suficient. Entre aquestes dificultats i males pràctiques figura la provocada per personatges públics, de la política i d'altres àmbits, que eviten sotmetre's al procediment clàssic de conferències de premsa, amb torn de preguntes i repreguntes dels periodistes que representen mitjans informatius acreditats, i recorren a les anomenades “declaracions institucionals” sense més explicacions públiques addicionals.
Considerem que aquestes “declaracions sense preguntes” no mereixen la compareixença de periodistes, sobra amb la distribució de les mateixes, en els suports possibles, perquè els mitjans valorin el tractament informatiu que els sembli adequat.
La recent campanya electoral va posar de manifest aquesta i altres deficiències. Els principals candidats van defugir les conferències de premsa, i van optar per prefabricar titulars i informació, especialment per als mitjans audiovisuals.
Signen:
José Antich, director de La Vanguardia; Ángel Expósito, director d'ABC; Javier Moreno, director d'El País; Rafael Nadal, director d'El Periódico de Catalunya; Pedro J. Ramírez, director d'El Mundo; Francisco Marhuenda, director de La Razón; Arsenio Escolar, director de 20 Minutos; Ana I. Pereda, directora de Què; Albert Montagut, director d’ADN; Ignacio Escolar, director de Público; Josep Carles Rius, degà del Col.legi de Periodistes de Catalunya; Fernando González Urbaneja, president de l’APM i de la FAPE.

dissabte, 3 de maig de 2008

Lo que se oculta a los ciudadanos

Para que comencemos a darnos cuenta de en qué país vivimos:
"Los periodistas británicos saben, hasta el último penique, lo que le cuesta al erario público el uso de los coches oficiales, la compensación pagada a los sospechosos del IRA o la ubicación de las cámaras que registran la velocidad de los coches. En España, conocer las listas de espera en los hospitales es una tarea titánica y el sueldo del presentador del telediario de una televisión pública está considerado alto secreto. La diferencia entre el Reino Unido y España es una ley que regula el derecho de acceso a la información."

dijous, 1 de maig de 2008

Quien calla, otorga...

Puedo estar muy equivocado. Puedo haberme quedado ciego, sordo y mudo. Posiblemente no vea la realidad como el resto de mortales.
A lo peor he perdido la capacidad de análisis de la realidad.
Igual de tanto escribir (artículos, libros y tonterias por el estilo) me he quedado más seco que un lagarto. Es posible porque, visto el panorama de la actualidad santboiana, es para decidirse por ir al psiquiátra o apuntarse a jugar a la petanca y dejar para siempre esto de escribir y criticar.
El "abrazo del Oso" que se ha producido en el seno del ayuntamiento de Sant Boi, ha dejado sin voz a los ciudadanos de la ciudad. Ningún partido político ha dicho (hasta ahora) 'esta boca es mia' con referencia al Ateneu Santboià y la decisión del Tribunal Supremo. Claro que es muy pronto para lanzar las campanas al vuelo, pero...
Ya sabemos que hay unos que siempre han estado de acuerdo en que sea derruido, otros han preferido observar las aves viajeras desde el mirador de Sant Ramon, varios han decidido defender las charcas húmedas de la comarca, y otros han ayudado a los subasteros a ganar los juicios.
Siempre que he tenido oportunidad he defendido que el Ateneu (o los ateneos) son del pueblo, de los ciudadanos. Centenares de artículos, muchas entrevistas en la radio y la TV local así lo demuestran. Seguiré así, siempre. Otros han preferido un sillón en la Sala de Plenos. El resto mandan a los "machacas" de siempre a que den la cara. Algunos, que se creen 'intelectuales de la revolución', se dedican a disertar sobre lo que personalmente les interesa obviando los problemas reales de Sant Boi de Llobregat (que son muchos y complicados). Una minoría se ha aliado cómodamente con los poderosos y les parece bien todo lo que a estos les parece bien...
¡Vaya pueblo en el que me ha tocado vivir!
¿Dónde están los controladores que controlan al controlador?
Que os aproveche hermanos...

Amnistia Internacional

Una entrevista sobre la Feria de Abril de Barcelona