diumenge, 12 de setembre de 2010

El ‘separatismo’ del Muy Honorable José Montilla y sus adláteres

El presidente de la Generalitat, Muy Honorable José Montilla, se ha adherido al pensamiento único de los grandes de España de la actualidad (y de la antigüedad) en su discurso excluyente con motivo del 11 de Septiembre Diada Nacional de Catalunya. Esos personajes que todos conocemos y hemos padecido son, entre muchos otros; Alfonso Guerra, Felipe González, Rodríguez Ibarra, José Bono, Mariano Rajoy, José María Aznar, o en última instancia la ciudadana de Esplugues de Llobregat y ministra del ejército Carmen Chacón.

Baste tan sólo citar una de las frases del patético discurso del día 10 de septiembre en el que invita a huir del ‘separatismo’ a todos los ciudadanos catalanes, como si el separatismo fuese la peste bubónica o la lepra. Parece ser que el presidente de la Generalitat aún no se ha percatado de que una gran parte de los ciudadanos de Catalunya se han manifestado ‘separatistas’ en los últimos tiempos y precisamente durante su mandato. Dato que es evidente e innegable, si por ‘separatismo’ entendemos derecho a decidir o independencia. Mal asunto para su partido a la hora de cosechar votos… Claro que el domingo 12 de septiembre hace un intento de rectificación y aclara “que la pulsió 'separadora' de què va parlar en el seu missatge de la Diada existeix a Catalunya però també a Espanya”. Rectificar es de sabios, pero por la boca muere el pez.
Todo entraría dentro de la normalidad si la palabra “separatismo” no hubiese sido pronunciada como algo repelente y malo o como algo extraño y antinatural dentro de una Catalunya que ha de mantenerse unida, ineludiblemente, a una España que expolia, controla y no concede libertad a los ciudadanos que piensan de diferente forma.

Nadie se rasgue las vestiduras por estas declaraciones ‘españolistas’ del presidente. Es el papel que juega y ha jugado siempre, por el cual fue investido precisamente por un partido ‘separatista’ (ERC) en el año 2003. Resulta que este partido (ERC), a dos meses y medio vista de las próximas elecciones catalanas, nos da a entender que no pactará más con el partido que representa a su ‘protegido’ (PSC-PSOE) si éste no entra por el aro, precisamente, del ‘separatismo’. Tan nefastas para los intereses de Catalunya han sido estas dos legislaturas del tripartito que han provocado (sin quererlo por supuesto) un aumento espectacular en las ideas independentistas de los catalanes. Por tanto si tal como proclama ERC el independentismo ha subido gracias al fracaso de la coalición en el poder, debería seguir apoyando la presidencia de Montilla después de las próximas elecciones. Seguro que en cuatro años más la independencia de Catalunya estaría asegurada.

Lástima que en unos momentos cruciales para el futuro de Catalunya asistamos a una desbandada general del independentismo catalán. La Diada ha sido un mosaico de muchos colores, como el que adorna los bancos del Parque Güell del arquitecto Antoni Gaudí. Da la impresión de que haya habido ‘infiltrados’ de renombre en las filas del independentismo, empeñados en un ‘separatismo’ diferente y contrapuesto al que propugna José Montilla, pero con los mismos intereses.
En otro orden de cosas, gracias a las más de 1.600 personas que han accedido (por lo pronto) a este blog para leer mi anterior post "Divideix i venceràs"

Pedro Morón de la Fuente
President de Catalònia Acord

Amnistia Internacional

Una entrevista sobre la Feria de Abril de Barcelona