dimarts, 25 d’agost de 2009

Arenys de Munt y la Falange

A veces a las personas que creamos opinión, a mayor o menor escala, se nos presentan problemas de conciencia (aunque hay quien no la tiene…). No es tan fácil abrir el ordenador, tener una idea y plasmarla como si tal cosa. El asunto es más profundo que todo eso, salvo que seas uno de aquellos periodistas que trabaja a sueldo de una institución, partido político, gobierno o cualquier gabinete empresarial. Los modernos trabajadores de la “información a medida” están exentos de estas cuestiones de conciencia, y que nadie se enfade por lo que digo. Son lo que son y trabajan de lo que trabajan.
Con la llegada de las nuevas tecnologías de la información, todo el mundo se ha convertido en “informador” cualificado (o es lo que ellos creen). Basta tener un blog personal para disparar a diestro y siniestro contra lo que sea. Bueno “lo que sea” no exactamente. Más bien lo que interesa, que normalmente es el peloteo a los que ordenan y mandan buscando los intereses propios para ver si cae algo.
Estos nuevos informadores que llenan internet, web y blogs con supuestas opiniones o informaciones de última hora, lo que acostumbran a hacer, por lo general, es “fusilar” otras informaciones que ya han sido creadas por otros y hacérselas propias. Son ‘repetidores’ de noticias que de esta manera se sienten más importantes. Alto, no todos son de esta calaña, también hay creadores de opinión y muchos. Ocurre que a estos últimos se les detecta en seguida por su singularidad. Una cosa es la creación y otra la recreación.
Y le estoy dando vueltas al asunto porque me cuesta tener que escribir lo que pretendo desde que he comenzado este artículo (y que no he ‘fusilado’ de ninguna parte). En estos casos lo mejor es ir al grano: Honorable conseller Joan Saura, deje el cargo a alguno de sus compañeros de partido y váyase. Está usted haciendo el ridículo hace ya la tira de tiempo.
Hay un motivo primordial para explicar la dificultad en decir lo que he dicho; un partido como el PSUC (de donde proviene el citado conseller) me ha merecido muchos respetos durante mucho tiempo.
Ya le vale la nefasta gestión que ha hecho al frente de la consejería que le ha tocado en suerte. Piense que quizá se la hayan concedido a propósito, porque lo suyo hubiese sido cualquier cosa relacionada con los ‘molinos de viento’ o la ecología, puesto que su partido actual se ha casi olvidado ya de la clase obrera. Ya le vale haber permitido zurrar en varias manifestaciones a estudiantes, ciudadanos de a pie y decenas de informadores. Ya le vale el dedicarse a inaugurar comisarías por todo el territorio nacional. Por cierto, ya trabajadas y proyectadas por gobiernos de la Generalitat anteriores. Ya le vale…
Lo que no puedo aceptarle es la infantil (¿o no tan infantil?) jugada de permitir a la Falange Española (partido fascista y franquista donde los haya) manifestarse en Arenys de Munt precisamente cuando los ciudadanos y el ayuntamiento de esta localidad han decidido hacer un referéndum sobre la independencia de Catalunya. Qué casualidad y que decisión tan impropia de un ministro del interior democrático. Ya le vale…
He escuchado por la radio que, haciendo de portavoz del Gobierno de la Generalitat, ha dicho, más o menos, que nada… Si el Tribunal Constitucional (TC) del Estado Español decide cargarse el Estatuto ya discutirán la jugada con el Gobierno de las Españas para darle la vuelta. Muy bien, consejero… Todo menos enfrentarse a la realidad y dar la cara…
He sido invitado el día 12 de septiembre a las 7 de la tarde, a una conferencia conjunta y pública en esa localidad de Arenys de Munt. Iré con mucho gusto. El día 13 de septiembre también estaré presente en la jornada electoral. Espero, Honorable Señor Joan Saura, que ningún fascista ni ningún mozo de escuadra me haga daño por ejercer mi condición de ciudadano demócrata, el mismo deseo espero para los demás asistentes, porque si no es así comenzarían las cosas a ser raras de verdad (que ya lo son bastante), y los creadores de opinión (no vendida) nos veríamos obligados a actuar de otra manera menos diplomática y respetuosa. Se lo digo porque ya no se sabe cual va a ser su reacción personal en este caso concreto y me da un poco de yuyu.

Pedro Morón de la Fuente
Periodista
President de Catalònia Acord

Amnistia Internacional

Una entrevista sobre la Feria de Abril de Barcelona