dimecres, 17 d’agost de 2011

Rubalcaba y las Diputaciones

Rubalcaba dice ahora que hay que eliminar a las Diputaciones porque son instituciones del siglo XIX. Lo dice ahora, precisamente ahora que el PSOE y sus diversas variantes ‘regionales’ han perdido ayuntamientos y gobiernos en todas las autonomías, una vez celebradas las últimas elecciones municipales. Bien, hombre bien. Se le ve el tupé por todas partes…
Han estado chupando de la teta de la vaca más de treinta años, y visto que la vaca ahora tiene otro dueño ya no interesa que de más leche. Tamaña desvergüenza nunca se ha visto en esta parte del mundo. Siga usted así. Sr. Rubalcaba, y la hecatombe de su partido será sonada pasado el mes de noviembre.
La Diputación de Barcelona, por ejemplo, se ha dedicado (desde el restablecimiento de la democracia en el Estado) a repartir prebendas en forma de cheques a diestro y siniestro a entidades y ayuntamientos afines, en un intento de “complementar” adecuadamente a los ‘buenos’ y castigar debidamente a los ‘malos’. Desde esta institución (del siglo XIX dixi) se han rodeado de decenas de asesores, han colocado (porque ellos no ‘enchufan’ como hace la derecha) a sus políticos caídos en desgracia, han elaborado miles de estudios de todo tipo, han editado libros y revistas, han puesto en marcha importantísimos medios de comunicación (Emisoras municipales, Com Radio, Xarxa de TV locales) y un largo, muy largo etcétera...
Pero ahora dice el Sr. Rubalcaba que ‘hay que acabar con las Diputaciones’, cuando mogollón de gente ya venía manifestando la inutilidad de las diputaciones desde tiempos inmemoriales. Si todas las ideas del candidato socialista son tan innovadoras como esta no cal que el Sr. Rajoy haga campaña electoral y siga con sus vacaciones hasta el día 19 de noviembre.
Pedro Morón de la Fuente

Amnistia Internacional

Una entrevista sobre la Feria de Abril de Barcelona